destacados, Educación, Entrevistas, Sociedad — 24 septiembre, 2015 at 10:40 pm

Moisés Catalán; hay sexualidades que no tienen etiquetas

por

Moisés posa con la bandera bisexual; roja, azul y lila

Moisés Catalán es un joven villenense de 28 años. psicólogo de profesión, escritor y coach a la vez que impulsor y presidente nacional de la asociación Príncipe Lila, un colectivo que defiende la diversidad sexual amparado en la teoría queer. Formación, asesoramiento, talleres y pedagogía sobre sexualidad en los colegios, son parte de los objetivos de este nuevo colectivo que pretende englobar a todas las tendencias sexuales, sin enfrentamientos, más allá de las etiquetas convencionales. Un inmenso mapa humano desconocido, sobre género y orientación.

El activismo de Moisés comenzó tras finalizar su carrera de Psicología e iniciar su formación en sexualidad. “Me di cuenta que existían muy pocos referentes sobre la bisexualidad masculina. Si una mujer es bisexual está mejor vista, puesto que si dos mujeres se besan en público no pasa nada. Pero si son dos hombres directamente eres gay. De este modo muchos hombres bisexuales se resisten a aceptar su orientación, porque desde el momento en el que descubren que te gustan los hombres ya eres gay y no puedes formar parte del grupo de heteros. Entonces se me ocurrió abrir un blog y contar mi experiencia y explicar como me sentía en el día a día. Como no existían referentes la gente comenzó a hacer consultas y a visitar la página; querían saber”.

Moisés cuenta que en su caso se dieron dos circunstancias convergentes; por un lado la profesional y en otro extremo la personal. “Yo estaba en relación con una chica. ¿Cómo se encaja que mi orientación sea bisexual si tengo una relación estable? Tienes que observar como te sientes puesto que si tu orientación cambia tu identidad también y eso fue evolucionando más a nivel técnico. Poco a poco me fueron pidiendo consultas, con pacientes y fueron esas ganas que tenía por trabajar el tema lo que hizo que fuese más profesional”.

En esa época comenzó su activismo LGTB (Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales) en una asociación de la zona, coordinando el área bisexual. “Aquí me di cuenta de que no todas las personas tenían cabidas. Por ejemplo, si llega un asexual no suele entrar en estas asociaciones y yo, por mi formación y mi manera de ver la sexualidad, quería un concepto más amplio de la diversidad”. De esta reflexión nace la necesidad de iniciar un proyecto más integrador, una asociación queer.

Queer

El término queer engloba toda la sexualidad que se desvíe de la norma, y sirve para designar las minorías sexuales. Según Moisés desde esta asociación pueden ofrecer una mayor diversidad de áreas y por tanto integrar a muchas más personas. “Lo que nos diferencia de los LGTB es que tenemos socios intersexuales (antiguos hemafroditas) y somos la única asociación que tiene un área asexual, área BDSM, poliamoría, etc. Tratamos toda la sexualidad. Además tenemos un área específica de violencia ya que trabajamos la sexualidad en su conjunto y todo lo que conlleva. También nos diferenciamos en que nosotros aceptamos socios heterosexuales”

En la actualidad Moisés está escribiendo un libro sobre diversidad sexual, aunque asegura que “uno nunca acaba de formarse en la temática sexual porque siguen apareciendo nuevas orientaciones y nuevos enfoques. Bueno, en realidad se les pone nombre. Queremos ponerle etiqueta a todo y hay sexualidades que no tienen etiquetas. Hay diversidad dentro de la diversidad. Por ejemplo, personas de sexo fluido que igual se levantan sintiéndose hombres o mujeres”

En la asociación cuentan con un grupo de profesionales, entre los que se encuentran sociólogo, criminólogo, trabajador social, psicólogo y también se contabilizan  padres, madres y perfiles diversos. “Tenemos una psicóloga experta en violencia que está en Madrid, dos expertos en terapia gay en Barcelona y eso es un valor dentro del colectivo. Ahora queremos plantear una especie de clínica ya que disponemos de psicólogos en todas las asambleas para hacer terapia especializada”

Referente

El trabajo se divide en áreas a nivel nacional y por asambleas. Existen como tal en Alicante, Valencia, Cuenca, Barcelona, Canarias y Madrid. El Príncipe Lila es un referente a nivel internacional y de ahí que desde el primer momento tuviesen una excelente acogida desde diferentes puntos de España y el extranjero. A los socios se les sitúa en un área concreta aunque no es obligatorio. ”La interseccionalidad es un problema del activismo actual. Nosotros intentamos comunicar todas las áreas. Cuando nacemos se nos asigna un género. Ven los genitales y como tal somos niños o niñas, pero eso no es real por ejemplo en el caso de los transexuales o los intersexuales, que son intermedios, y los operan para que encajen en hombre o mujer. Se nos asigna genero, sexo y orientación y eso puede cambiar a lo largo de la vida. Hemos conocido a personas que a los cincuenta años han cambiado de orientación”.

Respecto a la aceptación del grupo, Moisés asegura que es buena. “Nosotros trabajamos en algunos casos con poblaciones pequeñas y siempre encontramos quien nos dice que ya era hora de que hubiese gente como nosotros, trabajando en temas de igualad. En realidad somos discretos, nos parece que existen prejuicios y queremos apartarnos del estereotipo del Orgullo, para nosotros es un día reivindicativo pero no nos gustan ciertas imágenes que aparecen en la prensa. Trabajamos un activismo más serio”

Pedagogía y sexualidad

El colectivo tiene previsto ofrecer charlas y talleres en los centros educativos.“Tenemos preparadas las charlas para los colegios, que en realidad son muy sencillas. La sexualidad se divide en cinco apartados: identidad de sexo, identidad de género, orientación sexual, orientación romántica y tipos de relaciones. Diferenciamos orientación sexual de romántica porque por ejemplo nos encontramos con personas que le atraen los dos sexos pero solo se enamoran de mujeres o bisexuales que uno le atrae sexualmente y otro emocionalmente, por eso lo separamos. Nosotros en los colegios explicamos a los chavales de 13 y 14 años los tipos de sexualidad existente (adaptado) Lo que intentamos siempre es reunirnos con la Concejalía de Igualdad e integrar las charlas dentro del PGA (Programa General Académico). También abogamos por los grupos de mediación dentro de los propios institutos, que sean los propios alumnos los que vean un caso de acoso y que sepan como poder reaccionar. Ya hemos comenzados con charlas en centros sociales, Cruz Roja e incluso hemos tenido petición de una parroquia. Queremos también formar a la Policía en cuestiones de diversidad. En fin, llevamos trabajando sólo desde febrero”. Moisés es también el coordinador del área Elda-Petrer.

Print Friendly

Un comentario

  1. No m convenzeee

Envíe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>